Google

4.12.08

Letonia contra la libertad

La actual y grave crisis económica está generando comportamientos totalitarios que amenazan con convertir a la sociedad en un ente controlado por los gobiernos bajo el pretexto de la protección y la seguridad. Por poner un ejemplo de tantos nauseabundo, en Letonia ya han empezado a detener profesores universitarios por cuestionar el modelo financiero de su país.
Cuando el escritor George Orwell en su conocidísima novela '1984' hablaba de un futuro en el que existiría una policia del pensamiento que perseguiría a los ciudadanos que no comulgasen con las versiones oficiales, nadie podría imaginar que, en pleno siglo XXI, se detendría a personas en países democráticos por un análisis sobre el sistema económico. Pero como casi siempre sucede, la realidad es más cruda que la ficción, como lo demuestra el hecho de que agentes de la policía de Seguridad letona, concretamente la agencia encargada del contraespionaje y de combatir el terrorismo en el país báltico, hayan protagonizado un episodio más propio de los tiempos de la que parece aún no del todo (al menos en modos de comportamiento) extinta Unión Soviética y el KGB.
Esta agencia ha detenido a Dmitrijs Smirnovs, profesor universitario por haber cometido el "terrible delito" de poner en duda la solidez del sistema financiero letón (algo que todo el mundo mínimamente informado sabe) aconsejando en una conferencia celebrada en la Universidad de Ventpils a los presentes que desconfiaran de la solidez de los bancos del país y que no mantuvieran demasiado dinero en lats, la divisa letona. Simplemente por esto lo han mantenido detenido durante dos largos días, totalmente incomunicado y en un frío calabozo. Su ordenador personal fue requisado, su vida inspeccionada y, aunque ya en "libertad", todavía está bajo sospecha, por lo que se le ha prohibido abandonar Letonia.
El servicio de seguridad de este país inició el procedimiento criminal contra el profesor Smirnovs tras recibir una queja del regulador financiero. Es sospechoso de un delito criminal de acuerdo con la sección 194.1 de la Parte 2ª de la Ley Criminal, en referencia a la reciente reforma del código criminal de Letonia en el que se contempla la persecución de aquellos que difundan datos o informaciones inciertas (no es el caso) relativas a la condición del sistema financiero de Letonia. Un delito por el que podrían imponérsele penas de hasta seis años de carcel.
La cruda realidad es que la economía letona se encuentra en dificultades ante el estallido de la burbuja inmobiliaria y la crisis de liquidez internacional. De hecho, el Gobierno letón, que hasta la fecha había defendido a capa y espada la solidez del sistema bancario del país, se vio obligado a intervenir a principios del pasado mes de noviembre el 'Parex Banka', la mayor entidad privada de Letonia. Asimismo, la economía letona, que se había caracterizado en los últimos años como una de las más vigorosas de la Unión Europea, se encuentra en recesión tras hundirse un 4,2 por ciento en el tercer trimestre. El profesor Smirnovs simplemente apuntó que, en su opinión, la economía letona se encuentra en una "crisis muy profunda" y ésta "sólo ha comenzado". "El riesgo de una devaluación del lat y de una crisis bancaria es muy elevado. Letonia tiene un déficit por cuenta corriente y un endeudamiento muy grandes. La razón de la crisis es la existencia de una burbuja inmobiliaria, ya que el valor de los inmuebles aumentó más de un 100% en unos años, y ahora esta burbuja ha estallado", esto es todo lo que dijo Smirnovs.
Lo peor es que la policía no descarta nuevas detenciones. Si el servicio de seguridad recibe nuevas quejas por parte de las instituciones de control financiero, procederá a su análisis y decidirá si inicia el procedimiento criminal. ¡Terrible!
El profesor Smirnovs ha mostrado su satisfacción por el amplio respaldo recibido desde el mundo académico, así como desde distintos medios de comunicación y comunidad de blogs. "He contado con un gran apoyo de la comunidad académica y de los medios de comunicación. La noticia de mi detención ha ocupado portadas en los periódicos y ha sido seguida por los canales de TV. En cierto modo significa que aún vivimos en una sociedad democrática. Puede ser que este seguimiento masivo por los medios sea una de las razones por las que estoy libre", apuntaba Smirnovs.

0 Comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Enlaces a este artículo:

Crear un enlace

<< Inicio