Google

22.10.08

20 millones más de parados en el mundo tan sólo en dos años

La Organización Mundial del Trabajo (OIT) ha advertido que la actual crisis económica llevará a que se pierdan 20 millones más de puestos de trabajo en el mundo a finales de 2009. "El último cálculo que hemos hecho, en base a las proyecciones del FMI, de la ONU, y con los datos existentes de los países, nos lleva a que entre enero de 2008 y diciembre de 2009, es decir, en dos años, se perderán 20 millones más de puestos de trabajo". O sea, que el número de desempleados aumentará de 190 millones en 2007 hasta 210 millones a finales del año próximo. "Y creemos que este cálculo todavía puede estar subestimado, pues no sabemos cómo va a evolucionar la crisis, si el crecimiento se frenará más de lo proyectado o si la recesión será más larga", se advierte.
Los números también se pueden singularizar en todos los países que están sufriendo diversos problemas por la crisis financiera. Una cifra en negativo la ha aportado Gran Bretaña cuyo déficit presupuestario ha alcanzado en el semestre que acabó el pasado septiembre su mayor nivel desde 1946, cuando empezaron a documentarse la mediciones de ese indicador. El déficit presupuestario del Reino Unido aumentó el mes pasado en cerca de 8.100 millones de libras (10.450 millones de euros), cifra que casi dobla el incremento de 4.775 millones de libras (6.160 millones de euros) registrado en septiembre del año anterior. De esa manera, el déficit británico alcanza ya en lo que va de año fiscal (que acaba en abril de 2009) los 37.600 millones de libras (47.730 millones de euros), más del préstamo total al que tuvo que recurrir el Estado en 2007.
Ante todo esto -extensible a todo el mundo-, los Gobiernos de los distintos países están lanzando en las últimas semanas diversos planes de rescate económicos que buscan salvar la situación. Pero parecen no ser suficientes. Unas de las últimas propuestas la ha dado el presidente de la Reserva Federal, Ben Bernanke, que anunció esta semana estar a favor de lanzar en los Estados Unidos otro paquete de estímulo, como el que se puso en marcha en el primer semestre por 150.000 millones, para reactivar la economía norteamericana.
El impacto, no obstante, será global y no sólo una crisis de Wall Street, sino también una crisis de toda la calle. El número de "trabajadores pobres", o sea, aquellos que viven con menos de un dólar diario, podrían crecer 40 millones mientras que el de las personas que ganan menos de dos dólares podría aumentar en 100 millones entre 2007 y 2009. Y los sectores más afectados serán las inmobiliarias, las finanzas, los servicios, la construcción y el turismo.

0 Comentarios:

Publicar un comentario

Enlaces a este artículo:

Crear un enlace

<< Inicio