Google

5.4.11

Madres y emprendedoras

En Francia, un boom emprendedor sin precedentes están protagonizando las madres que se lanzan a montar su propia empresa. Este auge, que viene precedido por lo sucedido en EE.UU., donde surgieron las primeras 'mamiemprendedoras', supone que estas madres empresarias logren conciliar su vida profesional con la doméstica, mientras se convierten en un motor económico en los actuales tiempos de crisis.

Se calcula en unos siete millones el número de 'mamiemprendedoras' (mompreneurs en el término originario). Su perfil es el de mujeres de entre 25 y 40 años de media, que han cursado estudios superiores y que ocupaban puestos intermedios antes de lanzarse a la aventura en solitario. Son féminas que durante el embarazo o tras el parto deciden afrontar un proyecto profesional personal, dejando sus puestos de trabajo anteriores que probablemente no les satisfacían lo suficiente o no se adecuaban a lo que ellas deseaban con un nuevo miembro en la familia. Muchas lo hacen incluso cuando han retornado al trabajo, después de las excedencias maternales, y comprueban que la conciliación no es posible. Pero, ¿por qué en Francia?

Pues porque el país galo reune varias características que han facilitado su auge. Con más de ochocientos mil partos anuales, Francia es el campeón europeo en natalidad. Además, sus madres son las más activas del continente, con una tasa de actividad del 80 por ciento en el caso de las que tienen un hijo. A esto se une el machismo de las empresas: un 41 por ciento de los empresarios teme una falta de flexibilidad en sus empleadas madres y el 29 por ciento tiene miedo de una nueva baja de maternidad, según estudios. Y por último, y no menos importante, también son cruciales las ayudas del Gobierno francés a este tipo de iniciativas.

0 Comentarios:

Publicar un comentario

Enlaces a este artículo:

Crear un enlace

<< Inicio