Google

27.6.09

¿Y quién paga las deudas de Michael Jackson?

El 'rey del pop', Michael Jackson, fallecía repentinamente en la madrugada de este pasado jueves a la edad de 50 años, después de una fulgurante carrera de cuarenta años, durante la que consiguió, entre otros logros, el mayor éxito de ventas jamás conocido en la historia de la música con su álbum 'Thriller'. No obstante, junto un vasto legado musical y legiones de seguidores por todo el planeta, la superestrella del pop deja también tras de sí una montaña de deudas y un esperado regreso a los escenarios que no podrá ya tener lugar, y que muchos esperaban dejase millones de dólares en taquilla lo que quizás hubiese acabado con sus problemas financieros. Y es que a pesar de ganar muchísimo dinero, Jackson arrastraba una deuda de unos 500 millones de dólares.
Conocido por su afición a hacer grandes compras de juguetes y antigüedades, Jackson fue acusado por un contable -durante el juicio celebrado en 2005 por presuntos abusos sexuales a menores- de haber gastado entre 20 y 30 millones de dólares más de lo que producía al año.
Sus principales activos, incluidos los derechos de autor de sus propias canciones y una participación en el catálogo de temas de los Beatles, estaban valorados en más de mil millones de dólares pero la carrera y la imagen de Jackson se vio tan empañada por sus crecientes problemas financieros y legales en los últimos (y no tan últimos) tiempos que todo parecía ir cuesta abajo.
Su lujoso estilo de vida fue posible en parte por un préstamo de 200 millones de dólares garantizado por su participación en el catálogo de los Beatles. Jackson era dueño de esos derechos en una sociedad con Sony Corp conocida como Sony/ATV, unos derechos que refinanció ese préstamo en el 2006 en un intento por evitar la bancarrota. Además, Jackson debió entregar en noviembre pasado el título de su rancho Neverland en California a una compañía conformada por el artista y el fondo de inversión inmobiliaria con base en Los Angeles, Colony Capital LLC, firma que controla su préstamo de 23 millones de dólares sobre la propiedad.
Colony Capital había estado arreglando el rancho y planeaba venderlo. El presidente ejecutivo de Colony, Tom Barrack, dijo el mes pasado que la propiedad podría venderse por entre 70 y 80 millones de dólares, o aún más si la carrera de Jackson se revitalizaba. En declaraciones hechas este jueves, Barrack afirmó estar "profundamente entristecido" por la muerte de Jackson, pero no comentó nada sobre su impacto en el negocio de Colony.
Para ayudar a solucionar sus problemas financieros, Jackson planeaba también comenzar este verano una serie de conciertos en Londres, doce años después de su última gira. AEG Live, que promocionaba la serie de cincuenta conciertos que se realizarían en el recinto 02 Arena, podría perder hasta 40 millones de dólares si su seguro no logra cubrir lo que ya gastó en la producción. Un abogado ha dicho que la compañía no podría recuperar esos costes de la sucesión de Jackson. "Los promotores de conciertos no pueden demandar a la sucesión de un artista", comentaba Bob Rasmussen, decano de la Gould Law School en la University of Southern California.
No obstante, ante este desaguisado y como casi siempre pasa tras la muerte de un genio, las mejores noticias para las finanzas de Jackson podrían llegar a partir de su terrible fallecimiento. Su discográfica de siempre, Sony Music Entertainment, probablemente reedite versiones especiales de sus álbumes más vendidos y casi con total seguridad saque a la venta grabaciones raras con lo que el negocio está más que asegurado. Qué le vamos a hacer. El mundo funciona así. Porca miseria.
En cuanto a los posibles beneficiarios, se cree que el cantante tenía la intención de dejar su imperio económico a sus tres hijos y a su madre -la abuela de los niños- aunque se desconoce si finalmente Jackson habría llegado a concretar su deseo en un testamento.
En caso de no existir ese documento, la ley de California indica que Michael Jackson tendría como únicos herederos a sus hijos, quienes no serían responsables personales de la deuda del cantante que se ejecutaría directamente sobre la riqueza dejada por él.
Otro actor que podría entrar en esta disputa legal sería la ex mujer de Jackson Debbie Rowe, madre de los dos hijos mayores Prince Michael Jr., de 12 años, y Paris Michael Katherine, de 11. Y es que a pesar de que Rowe firmó un contrato cediendo sus derechos sobre los niños a Jackson, cambió de idea posteriormente y acudió a los tribunales para deshacer el acuerdo. La corte le dio la razón en 2006, pero los Prince y Paris siguieron con Jackson después de que Jackson y Rowe cerraran un pacto extrajudicial. La madre podría volver a solicitar la custodia ahora, una acción que tendría visos de prosperar, según los expertos, y que vendría acompañada de una abultada suma de dinero en concepto de ayudas para la manutención de los niños. El más joven de los descendientes, Prince Michael II, de 7 años, nació de una madre de alquiler de identidad desconocida residente en Europa, quien tendría muy pocas opciones de reclamar con éxito la potestad sobre su hijo.
Otro de los principales interesados en pescar parte de ese patrimonio sería el "beatle" Paul McCartney quien ya había tratado anteriormente de recuperar la propiedad intelectual sobre las canciones del grupo de Liverpool que se encuentran en manos ajenas como se ha comentado más arriba.
Finalmente, sobre la principal vivienda de Michael Jackson, el rancho de Neverland situado en Los Olivos, California, aunque como se ha dicho se desconoce cuál será su futuro, se especula con que pudiera convertirse en un parque temático dedicado a Jackson a imagen y semejanza de Graceland, la ahora rentable casa museo de Elvis Presley.
Descanse en paz por siempre, Jacko.

0 Comentarios:

Publicar un comentario

Enlaces a este artículo:

Crear un enlace

<< Inicio